Ir al contenido principal

DE FESTIVALES: Contigo no, bicho

Breves apuntes para no desentonar este verano en los festivales. Nuestros compañeros Víctor M y Mr. Deck, son veteranos festivaleros que han acudido juntos a decenas de grandes eventos. En este reportaje ofrecen una guía para disfrutarlos al máximo.

Publicado originalmente en LA FACTORIA DEL RITMO
Texto: Luis del Rosal Pernía aka Mr. Deck 
Fotos: Víctor M Bustamante

Antes de que comience la temporada de festivales musicales y nos echemos las manos a la cabeza por falta de previsión, nos vamos a tomar la molestia de invertir unos minutos en sugeriros que se debe llevar, pero sobre todo que no debéis llevar puesto a un festival de música de los muchos que nos inundan cada año. La experiencia es un grado y en cuestión de festivales la nuestra es legendaria.

Punto primero (“Así no, eh? Asi! No!”): Aquello que no, que de ninguna manera deberías llevar puesto. 

  • Camisetas de tu equipo de fútbol preferido. Así es, esto definitivamente está fuera de lugar y no mola. Si piensas que la gente se te queda mirando porque, al igual que tú, ellos también son del Atleti, estás muy equivocado. Y si, te miran. Te miran porque no se puede estar más fuera de lugar. Y además es cutre.
  • Camisetas de grupos que NO tocan en el festival. Si lo que has hecho ha sido recuperar del armario tu camiseta de Héroes del Silencio o de Nirvana porque vas a ir de festival con tus amigos y no tenías nada aparentemente más indicado, pues también has metido la pata. Esto tampoco mola y además denota que te quedaste en los noventa. ¿En serio que no conoces a ningún grupo este año? Nota: “Ramones” no es una marca de camisetas. Documéntate un poco, anda.
  • Look “Flower Power”. Si, a veces ocurre. Te topas con esta gente que parece que se ha bajado de una WV de los 60 o que ha salido de una peli de Almodóvar. Esto, querid@s, paso de moda. Las sandalias son el calzado menos adecuado para asistir a un festival porque vas a acabar descalzo, con barro hasta las rodillas y lo sabes. Y de las florecitas en el pelo ya ni te cuento.... En cambio una camisa de flores hawaianas siempre es bien recibida. Cuanto más indie es el festival, más flores. - Equipamiento estándar de despedida de solter@. Si hay algo más fuera de lugar que las camisetas a las que hacíamos referencia en el primer apartado, esto lo supera. Es de medalla de campeonato, mención de honor y vuelta al ruedo con las dos orejas. Ver a un grupo de personas vestidas de hadas del bosque, de supermanes o de toreros con trajes de goma eva no mola, no hace falta y no nos gusta. Un festival de música no es el sitio para ir disfrazado. Seguro que encontráis otros lugares y ocasiones.

Punto segundo (“Asi si, eh? Asi! Si!”): Aquello que deberías llevar contigo

  • Evidentemente, píllate un buen surtido de camisetas de tus grupos favoritos, que toquen en el festival por supuesto, y calzado y ropa cómoda. Ten en cuenta que vas a pasar muchas horas de pie o sentado generalmente en superficies irregulares. Hay páginas chinas que todos conocemos que por dos duros te mandan la camiseta a casa. Eso sí, hacedlo con tiempo que ya sabemos cómo va el tema de aduanas…
  • También un poncho impermeable. Según en qué zona geográfica y época del año se hace un must. Para el BBK Live o el Santander Music Festival incluso recomendamos uno para cada día. :-) Ahí los bazares chinos te pueden echar una mano.
  • Una batería extra para cargar el móvil (o dos). Aunque suele haber estaciones de carga, no viene mal llevar un recambio porque hay mucho que contar. Yo directamente me llevo dos baterías cargadas ya (aparte de la puesta) y, cuando se acaban, abro el móvil y reemplazo. Abstenerse los applemaniacos. Es lo que tiene la manzanita…
  • Ropa para cambiarse. Principalmente Camisetas y calcetines. No hay mayor placer que sudar a chorros dándolo todo por la tarde y al caer el sol sacar la camiseta limpia (y seca). El que lo prueba repite.
  • Gafas de sol. Pues sí, si no toca poncho impermeable generalmente tocan gafas de sol y loción para el sol. Y ríete tú de que no coge… Después de siete horas al sol ya verás que marcas. Otra opción es llevarte el sombrerito de casa o asaltar los stands de marcas comerciales en busca de un buen “usar y tirar”.

Conclusión: Piensa las cosas y no te tires al río. Todo esto en una mini mochila de las que regalan con el colacao, y que luego tiras a la vuelta, no pesa nada y te puede salvar de más de un apuro.

 SALUDOS!

Comentarios